Eusko Jaurlaritza - Gobierno Vasco

Departamento de Medio Ambiente y Política Territorial

Euskadi.eus

Inicio

Estás en:
  1. Inicio
  2.  
  3. Medio Ambiente
  4.  
  5. Urdaibai
 
  • Facebook
  • Twitter
  • Blog
  • TouTube
  • Issuu
  • Google+

Proyecto de restauración del Estuario Superior de la ría del Oka

El estuario del Oka situado en el corazón de la Reserva de la Biosfera de Urdaibai constituye uno de sus atractivos más importantes. La declaración del mismo y de su cuenca hidrográfica como Reserva de Biosfera supuso asumir el objetivo de convertirse referente de un modelo de desarrollo sostenible, mediante el impulso de los tres ejes básicos asignados a esa figura: la conservación de los recursos naturales y culturales, el desarrollo económico y social sostenible, y el apoyo logístico para la realización de proyectos de educación ambiental e investigación. Posteriormente, el 7 de diciembre de 2004, mediante la inclusión de las Zonas litorales y marismas de Urdaibai (ES2130007), por parte de la Unión Europea, en la lista de los Lugares de Importancia Comunitaria de la red Natura 2000, se refuerza en el estuario del Oka el eje de conservación.

Bajo dichos criterios, se están llevando a cabo actuaciones para conservar y restaurar los ecosistemas naturales y el patrimonio natural del estuario superior, mejorar la conectividad peatonal y ciclable entre los barrios y su desarrollo, y acercar la población local y visitante al rico patrimonio natural y cultural existente. Entre los valores ambientales cabe mencionar la interesante biodiversidad que albergan los diferentes ambientes del estuario, destacando entre las especies animales el visón europeo, la espátula común, el pez espinoso o el águila pescadora. En cuanto a la vegetación, el estuario superior constituye un interesante ejemplo de adaptación de las diferentes especies a las condiciones de inundación y salinidad, así como un ejemplo de convivencia con los usos y aprovechamientos humanos del territorio, que han dado lugar a una configuración del terreno que permite observar desde paisajes de juncales, carrizales y vegetación halófila vinculados a la marisma y el estuario, hasta paisajes forestales y agro-forestales, donde destaca el encinar cantábrico, los prados y los pastos que conforman el paisaje de la campiña atlántica.

El estuario superior posee también un rico patrimonio cultural tanto material (ermitas, fuentes, molinos, caseríos, iglesias, etc.) como inmaterial, ligado a tradiciones, mitos y leyendas.

El Proyecto de restauración integral y puesta en valor del patrimonio natural y cultural del Estuario Superior de la ría de Oka, tiene como objetivos, la recuperación parcial de su funcionalidad hídrica, la restauración de sus hábitats fluvio-estuarinos para que éstos puedan dar soporte a la importante biodiversidad de especies de la zona, fomentar y promover el conocimiento, disfrute y accesibilidad de esta zona de especial valor medioambiental y promocionar y ordenar el tránsito regulado en la misma.

Fruto de este trabajo ha sido posible la recuperación del entorno de Barrutibaso y de la funcionalidad del viejo cauce del río Oka a su paso por Forua, la eliminación del tendido eléctrico existente en la margen derecha del cauce de la ría, la adecuación y mejora de una red de sendas de 14 km y la conexión de ambas márgenes mediante de una pasarela peatonal y ciclable.

Además, con el objetivo de difundir el importante patrimonio de este ámbito se han creado diferentes recursos para su interpretación y divulgación, junto a la promoción del ecoturismo. Entre estos, además de vídeos, paneles, folletos interpretativos, y material educativo, cabe destacar el desarrollo de una aplicación para smartphone (app) que contiene información relativa a habitats, especies y cultura y permite de manera autoguiada recorrer los caminos acondicionados en el Estuario Superior.

Procesos sedimentarios e hidrodinámicos en el estuario

Los estuarios son ecosistemas complejos, en los que confluyen los procesos marinos generados por el oleaje, la marea y el viento, y los procesos fluviales, dando lugar a la mezcla de aguas dulces y saladas.

En el caso del estuario del Oka los sedimentos proceden, por un lado, de los aportes fluviales de los ríos Oka, Golako y Mape (gravas, limos y arcillas), y por otro, del aporte marino (arena compuesta por granos de cuarzo y trozos de conchas). Como consecuencia de esos aportes, el estuario del Oka tiende a rellenarse de sedimentos con el paso del tiempo.

En cada ciclo mareal entra arena al estuario desde el mar, colmatando los canales mareales. Por su parte, los sedimentos aportados por el río acaban en las marismas, que crecen en la vertical.

Sonidos

La campiña atlántica

La campiña atlántica es el resultado del uso que se le ha dado al entorno natural a lo largo de los siglos. La actividad agrícola y ganadera ha creado este ecosistema, que aun siendo producto de la actividad humana, presenta importantes valores ecológicos y culturales. Esta campiña, que comprende prados, cultivos, setos y bosquetes, engloba una gran diversidad de ambientes, siendo esta variedad la causa de los elevados índices de biodiversidad que se dan en el territorio.

El ecosistema de la campiña atlántica proporciona además gran cantidad de servicios, que varían desde la provisión de bienes (alimentos, agua, etc.), hasta servicios de regulación (por ejemplo, el control del ciclo hidrológico, la protección frente a inundaciones, el control de la erosión, la fijación de carbono y la regulación climática) y servicios culturales (educación, ocio). La preservación de la campiña atlántica es clave para el mantenimiento de estos servicios y, por tanto, del bienestar humano.

Como parte de la campiña atlántica reflejo de la actividad del ser humano en el territorio, cabe destacar la presencia de los caseríos, muchos de cuyos productos hortícolas pueden comprarse en mercados de la zona. Calizas rojas y grises y areniscas amarillas son algunos de los materiales constructivos más habituales de los caseríos del estuario superior.

Sonidos

El proceso de cambio del estuario superior

El Estuario Superior de la Ría del Oka no ha tenido el mismo aspecto a lo largo de toda su historia. Distintos procesos naturales y antrópicos explican las modificaciones que han ido produciéndose hasta llegar a conformar el paisaje actual, que es resultado de siglos de interacción del ser humano con la naturaleza.

En la Prehistoria (34.000 antes del presente) en la zona ahora ocupada por el estuario se situaba un valle fluvial. El desarrollo de las marismas comenzó hace 4.500 años, cuando el ascenso del nivel del mar que dio lugar al estuario se ralentizó y aumentaron los aportes fluviales.

Desde el siglo XVI, las marismas fueron explotadas comunalmente por los vecinos para usos ganaderos y agrícolas, y también para otros usos complementarios como la caza, la pesca y el marisqueo.

En el siglo XIX se inicia la desecación de las marismas y la construcción de importantes infraestructuras (canal y vía férrea) que contribuyeron a reducir la funcionalidad ecológica del Estuario Superior.

A mediados del siglo XX las zonas de marisma desecadas y puestas en cultivo comenzaron a abandonarse. En algunas de estas zonas, los diques o munas que cerraban las marismas al influjo mareal fueron destruyéndose debido a su abandono y a la acción de las mareas, recuperándose poco a poco las marismas. En las áreas cultivadas abandonadas en las que se mantienen las munas, sin embargo, proliferaron especies vegetales exóticas e invasoras, destacando entre todas ellas la Baccharis halimifolia, especie invasora que impide el desarrollo de la vegetación propia de la marisma y supone una seria amenaza para la conservación del ecosistema estuarino.

Actualmente la Administración está llevando a cabo iniciativas con el fin de preservar y recuperar su patrimonio natural y cultural, en particular, se están realizando trabajos de mejora ambiental de las marismas con objeto de diversificar y recuperar estos hábitats degradados. Este es el caso del humedal de Barrutibaso en el término municipal de Kortezubi que en el año 2009 fue objeto de restauración por parte de la Oficina técnica de la Reserva de la Biosfera de Urdaibai (Gobierno Vasco) en colaboración con la Fundación Urdaibai (actual Fundación Lurgaia) consiguiendo su encharcamiento mediante el recrecimiento de las munas. De esta manera se dotó al lugar de una lámina permanente de agua salobre, procedente del influjo mareal y de aportes de agua dulce procedentes del arroyo Uzendaerreka y del manantial Iturbide. Esta restauración ha conseguido la recuperación de la vegetación autóctona adaptada a estos ambientes (juncales y carrizales), ha mejorado el hábitat propicio para la nidificación, el descanso y alimentación de numerosas especies de aves, algunas de ellas migratorias como la garza real (Ardea cinerea). Así mismo, ha contribuido a la conservación de otras especies de fauna de gran interés y vulnerabilidad, como son el pez espinoso (Gasterosteus gymnurus) o el visón europeo (Mustela lutreola).

Patrimonio cultural

La evolución cultural del territorio del Estuario Superior de la ría de Oka puede observarse a través de las huellas del pasado que se conservan y que hoy permiten reconocer un rico patrimonio cultural tanto material como inmaterial, que unido a los valores ambientales del estuario, incrementan su atractivo y su valor.

El patrimonio cultural material lo constituyen ermitas, fuentes, molinos, caseríos, iglesias, etc. situados junto al propio estuario o en sus proximidades. El estuario estuvo poblado por el ser humano desde antiguo, y es por ello que cuenta con un amplio legado cultural, entre los que destacan restos y pinturas rupestres datadas en el Paleolítico Superior (cueva de Santimamiñe), el yacimiento romano más importante de Bizkaia (Asentamiento de Forua), numerosos ejemplos de arquitectura religiosa (ermitas –como las de San Esteban y San Lorenzo– e iglesias –como la de San Martín de Tours–), construcciones civiles (caseríos –Enderika-Haundi–, torres -como la de Urdaibai que da nombre a la Reserva-, y castillos) y otros elementos industriales (molinos –como los de Koba-Errota y de Portupin–, fábricas –como la de Tenería Vascongada y la Tejera de Murueta–, fuentes, etc.).

Por su parte, el patrimonio cultural inmaterial está ligado a tradiciones, mitos y leyendas. La mitología vasca gira en torno a numerosos personajes y leyendas, como el Basajaun (señor del bosque), las sorginak (brujas) que aparecían en las ruinas del caserío de Amille (Gernika-Lumo), o las lamiak (bellas mujeres con pies de pato) que aparecían en torno a los ríos peinándose con peines de oro, y engañaban a los hombres que se acercaban a ellas.

Sonidos

Fauna característica del estuario superior

El estuario superior presenta una elevada variedad de ambientes, que van desde los carrizales hasta los canales meandriformes de la ría, albergando una gran biodiversidad. Esto hace que en el estuario queden representados todos los eslabones del ciclo de la vida. 

Concretamente, las marismas de Urdaibai, las más extensas y mejor conservadas de la costa vasca, constituyen el lugar donde se mezclan las aguas dulces del río Oka con las procedentes del mar Cantábrico. Se trata de un punto de gran interés para los amantes de las aves, ya que pueden observarse multitud de aves migratorias que utilizan este lugar para reposar o como área de invernada regular. La importancia ornitológica de Urdaibai ha servido para que se la declarase en 1994, Zona de Especial Protección para las Aves (ZEPA). Para permitir al público en general la observación de estas aves de una forma sencilla y cómoda, sin causarles molestias, se han instalado dos observatorios a ambos lados del humedal de Orueta y se ha construido el centro Urdaibai Bird Center, dedicado a la investigación y divulgación científica de las aves. El paso prenupcial de los limícolas se detecta a principios de abril y se prolonga hasta principios de junio. Entre ellos cabe destacar el correlimos gordo y común (Calidris canutus, Calidris alpina) y el chorlitejo (Charadius sp.). La migración postnupcial se produce desde agosto hasta finales de octubre y la realizan especies como la espátula (Platalea leucorodia).

El grupo de invertebrados está compuesto por distintas poblaciones de moluscos, anélidos y crustáceos que ocupan las zonas con sustratos limosos y más expuestos a la influencia mareal. Los peces, anfibios, reptiles, las aves no acuáticas y el grupo de los mamíferos son los representantes de los vertebrados que completan la biocenosis animal de esta zona húmeda, ampliando de manera sustancial la relación de especies que se desenvuelve en este sistema. Del amplio grupo de especies animales, quizás cabe destacar la presencia del visón europeo (Mustela lutreola), que está catalogado como en peligro de extinción y se encuentra protegido para su conservación y proliferación; del murciélago de herradura (Rhinolophus euryale), en peligro de extinción; del pez espinoso (Gasterosteus gymnurus), especie considerada como vulnerable en el Catálogo Vasco de Especies Amenazadas; o de la libélula (Oxygastra curtisii), ya que en los fondos y taludes del río Oka vive la única población reproductora de esta especie que se conoce en toda la Comunidad Autónoma Vasca.

Por último, aunque no los veamos, existen numerosos organismos que aprovechan la energía del sol y los nutrientes contenidos en el agua. Son la base de la cadena alimentaria: las bacterias, el fitoplancton y el zooplancton.

Sonidos

Vegetación del estuario superior

La vegetación del estuario superior es muy variada y es fruto de los condicionantes existentes en la zona, como pueden ser la inundación, la salinidad, la altitud, la composición del suelo o los usos humanos del territorio a lo largo del tiempo. A medida que se avanza en dirección sur y se toma distancia sobre el cauce de la ría, los niveles de agua y salinidad disminuyen de forma notable y la composición de la vegetación cambia considerablemente. Los paisajes vinculados a la marisma y el estuario van siendo progresivamente sustituidos por paisajes forestales y otros más ligados a la intervención humana, como prados y pastos.

Las zonas que presentan una inundación semipermanente durante las mareas altas y una mayor influencia de la salinidad; albergan vegetación propia de los hábitats marismeños, como pastizales salinos, formados por distintas especies de juncos, gramas y algunos matorrales salinos de porte rastrero. Aquí se encuentra la mayor diversidad y singularidad de especies, con varias especies incluidas en el Catalogo Vasco de Especies Amenazadas, como algunas especies de los géneros Salicornia y Suaeda.

En el denominado “Triángulo de Murueta”, con menores niveles de encharcamiento y salinidad se puede encontrar una sauceda, sometida a la fuerte presencia de la especie invasora Baccharis halimifolia, que conforma un denso tapiz vegetal.

Por otra parte, en ambas márgenes del corte de la ría se encuentran hileras de árboles que fueron plantadas por el ser humano: tamarindos, fresnos, sauces y algunas especies exóticas. Las zonas inmediatas al cauce están caracterizadas por la presencia de comunidades vegetales que pueden soportar la inundación y la salinidad, mientras que, a medida que el terreno se aleja del cauce, se reduce la inundación y la salinidad y aumenta la altitud, comenzando a aparecer los paisajes forestales, como plantaciones de pino, pequeños robledales y pequeños rodales de encinar cantábrico. Intercalados con ellos surgen zonas de prados de siega, pastos y cultivos.

En la zona interior del Estuario Superior de la ría de Oka, la existencia de zonas inundables con agua de baja salinidad permite la instalación del carrizal (Phragmites australis), capaz también de soportar largos periodos sin agua. Sin embargo, en las zonas más deprimidas, con una mayor abundancia de agua salobre, se pueden encontrar prados juncales de Juncus maritimus. Además, en aquellas que cuentan con mayor presencia humana (próximas a caseríos o caminos) aparece vegetación ruderal y nitrófila, propia de hábitats muy antropizados.

 

Servicios de los ecosistemas del estuario

La naturaleza del estuario del Oka produce una serie de servicios beneficiosos para el ser humano, que incluyen y condicionan su calidad de vida. Son conocidos como: los Servicios de los Ecosistemas del Estuario.

En primer lugar, el estuario es una fuente inagotable de alimento, para multitud de organismos. El ser humano se ha beneficiado históricamente de las condiciones estuarinas para recolectar numerosos alimentos y generar diferentes productos.

La particular orografía del estuario proporciona además el servicio de regulación del ciclo hidrológico; jugando un papel fundamental en la prevención de inundaciones, amortiguando la acción del oleaje y ofreciendo protección contra la subida del nivel del mar, debido a la efectiva disipación de su energía. Al mismo tiempo, la dinámica mareal del estuario provoca una mayor dispersión de los contaminantes disueltos en el agua, mejorando así su calidad; mientras que las especies vegetales presentes actúan como sumidero de dióxido de carbono, purificando el aire y protegiendo así la salud de sus habitantes.

Por su parte, tanto el patrimonio natural, como el cultural y etnográfico, ofrecen un servicio cultural de calidad.

Por último, la elevada biodiversidad constituye el principal servicio de soporte aportado por el ecosistema estuarino a partir del cual se desarrollan muchos otros servicios.

Por todos estos servicios que los ecosistemas del estuario superior prestan a sus habitantes y por sus singulares características, este espacio es merecedor de numerosas figuras de protección, que garanticen la calidad de vida de sus gentes.

Sonidos

Multimedia

Descargar archivo (RAR, 924 MB)

Instrucciones:

  • extrraer los archivos en el ordenador
  • hacer doble clic en el archivo Urdaibai.exe (Aplicación)

Los archivos están en formato flash. Adobe Flash Player es el software gratuito del fabricante Adobe para visualizar archivos en formato Flash (.swf): Descargar Adobe Flash Player

El formato flash no es accesible desde dispositivos móviles.

 

 

 

 

App

La aplicación es una guía para dar a conocer, a todo aquél que desee disfrutar del Estuario Superior de la Ría del Oka, el importante patrimonio natural y cultural concentrado entorno a él.

Concretamente, dicho ámbito discurre por los municipios de Gernika-Lumo, Forua, Murueta, Kortezubi, Gautegiz-Arteaga y Arratzu. Sin embargo, a modo de puntos de interés visibles desde determinadas zonas del Estuario Superior del Oka o lugares de recomendada visita, se incluyen espacios ajenos al mencionado ámbito.

La aplicación presenta nueve (9) itinerarios, compatibles entre sí, que permiten la comunicación entre los municipios previamente señalados; todos ellos podrán ser recorridos a pie o en bici, y en algún caso particular incluso a caballo. Para su identificación y conocimiento, es conveniente tener bien presentes tanto la caracterización de los itinerarios como las observaciones y avisos proporcionados en la aplicación.

Para cada uno de los recorridos propuestos, la aplicación ofrece diversa información asociada al entorno por el que discurre, entre otras: su caracterización (severidad, orientación, esfuerzo necesario, longitud…), transporte público de conexión (líneas y paradas o estaciones), aparcamientos públicos, descripción del trayecto, patrimonio natural existente (humedales, vegetación y puntos orográficos relevantes), patrimonio cultural destacado, ubicación de paneles informativos para divulgación (dinámica del Estuario Superior, procesos sedimentarios, función del caserío, fauna, flora, evolución del paisaje…), áreas de descanso e información correspondiente a los núcleos urbanos comunicados.

Descargar en Google Play

Descargar en iTunes

Itinerarios y puntos de interés (POI)

Descargar itinerarios

Los archivos de los itinerarios están en formato KML. KML es un formato de archivo que se utiliza para mostrar datos geográficos en un navegador terrestre, como Google Earth y Google Maps.

Fecha de última modificación: 10/09/2014
Euskadi, bien común